Tras las críticas, el juez Violoni dijo que las prisiones domiciliarias buscan “preservar la vida”

El presidente del Tribunal de Casación Penal bonaerense, Víctor Violini, dijo hoy que la decisión de otorgar prisiones domiciliarias a los detenidos incluidos en grupo de riesgo de contraer coronavirus tiene como fin “preservar la vida” y advirtió que si no se descomprimen las cárceles de la provincia “se van a infectar 50 mil presos”.

El magistrado de la Sala I de ese tribunal es quien el 8 de este mes hizo lugar a un habeas corpus masivo presentado por los 19 defensores oficiales bonaerenses que invocaron la situación de hacinamiento y de inhabitabilidad de comisarías y penales para los detenidos de más de 65 años o con patologías que los incluyen en grupo de riesgo.

“El bien jurídico número uno protegido por el Derecho es la vida”, manifestó Violini en diálogo con radio La Red, aunque aclaró que “sólo pueden acceder al arresto domiciliario aquellos que tengan delitos leves”.

El camarista explicó que las decisiones sobre arrestos domiciliarios se toman teniendo en cuenta “la lista de detenidos que se encuentran dentro de los grupos de riesgo ante el coronavirus que mandan los ministerios de Justicia y de Seguridad” de la provincia y dijo desconocer que hayan sido liberados 2.300 detenidos.

“De los 300 habeas corpus que se presentaron salieron 20 favorablemente”, expresó el camarista, quien agregó: “No sé de dónde salió ese listado que está circulando”, en referencia al número anterior.

Fuentes de la Procuración bonaerense aseguraron que, desde que Violini firmó la acordada, se presentaron 2.400 pedidos de defensores públicos para que se den prisiones domiciliarias o morigeraciones de las prisiones para detenidos en situación de riesgo de contagio, y de ese total se otorgaron aproximadamente 1.400.

Al momento de evaluar la decisión tomada, Violini advirtió que si no se descomprimen las cárceles “se van a infectar 50 mil presos, y eso va a hacer explotar el sistema sanitario”.

Dejá una respuesta